31 ene. 2008

El que salta...



En la mitología griega,EFIALTES (Ἐφιάλτης Ephialtês, "el que salta sobre") pertenecía, según Homero, a una raza de hombres gigantes y salvajes, caracterizados por su estatura y fuerza excepcionales.
Se rebeló contra los dioses, participando en la gigantomaquia, la guerra entre los gigantes y los dioses.
Murió cuando Apolo le atravesó con su flecha el ojo izquierdo y Heracles hizo lo propio con el derecho.

...merece un final asi el que pretende cruzar de un lado al otro...?, no por capricho ,sino porque su corazón le arrastra...o tal vez fué su insolencia por rebelarse contra los dioses, contra el poder establecido, contra las injusticias que apasionadamente le estrangulaban el alma...?

...tengo miedo, miedo a caminar hacia atrás, a la mentira, a mi pueril ingenuidad ante la vida, a sueños que se transforman en pesadillas, sueños que se rompen...sueños al fin y al cabo.
Me aferro a sus estelas, afino mi olfato para no perder sus rastros...ellos ese alejan.


Éphialtès

Rêve ou cauchemar, les deux sont intensément vécus,
les deux sont le même en essence, des visions hors de contrôl.
Un manque de contrôl cyclique où les rêves deviennent des cauchemars
et les cauchemars se transsforment en rêves. Quand ce que tu as tant
désiré deviene une tragédie. Quand la chimère qui t'opprime finit par être
pure lumière, atteindre le délire avec les doigts.
Éphialtès "celui qui saute", c'est le "saut" subit du rêve au cauchemar qui fait
opportun le mot grecque.

Efialtes

Pesadilla o sueño, ambos son vividos intensamente,
ambos son lo mismo en esencia, visiones fuera de control.
Un descontrol cíclico en el que los sueños se convierten en pesadillas y
las pesadillas en sueños. Cuando lo que tantas veces has anhelado se
torna tragedia. Cuando la quimera que te oprime acaba siendo todo luz,
alcanzando el delirio con los dedos.
Éphialtès, "el que salta", es el "salto" repentino del sueño a la pesadilla
que hace oportuno el término griego.

Nadie nos advirtió que era aventurado soñar despierto

Nola



No hay comentarios: